Nuestra Historia

En 1990, los Jesuitas de la Provincia de Maryland y la Diócesis Católica de Richmond abrieron el Centro Sagrado Corazón en lo que antes era el edificio de la Escuela del Sagrado Corazón. Bajo la dirección de la directiva comunitaria, el edificio fue rehabilitado y una programación innovadora comenzó, incluyendo programas por las tardes para niños en edad escolar y un programa de entrenamiento laboral para los adultos.

En 2011, en respuesta a los cambios demográficos de los barrios del sur de Richmond y la creciente congregación de latinos de la Parroquia del Sagrado Corazón, el Centro Sagrado Corazón reorientó su misión y enfocó su programación en servir a las necesidades de una comunidad latina en crecimiento. En el 2016-2017, el Centro matriculo a más de 600 estudiantes en programas educativos básicos y sirvió a miles más a través de sus asociaciones de colaboración que ofrecen servicios y médicos, consulares, de preparación de impuestos, asistencia con alimentación y referencias hacia una variedad de necesidades básicas.

Estamos inspirados por el ministerio de liberación de Jesús, las enseñanzas sociales de la Iglesia Católica, y los principios de la espiritualidad Ignaciana. Creamos un espacio de bienvenida, sin importar la fe o la identidad cultural.

Nuestro Carisma

El Carisma del Centro del Sagrado Corazón es el de cultivar una comunidad que muestra respeto por la dignidad de todos y cada uno de los individuos; provee oportunidades para desarrollar los dones y los talentos de todos, y colaborar en crear una sociedad más justa donde todos son bienvenidos. Nuestro trabajo fomenta la comunidad entre las personas de diferente raza, etnia, nivel socio-económico, y orígenes lingüísticos.